Ni idealista ni ideólogo... solo un típico político norteamericano